lunes, 31 de enero de 2011

Lectura comprensiva: Iguales.

Y Para que el día de la Paz no se quede solo en un día y como nuestro colegio es un espacio de paz, vamos a leer algunos textos que nos hagan cada vez más pacíficos, justos , solidarios, en definitiva más humanos. Después de "Tulsi la pacificadora", "Iguales":

TODOS LOS SERES HUMANOS SON IGUALES


Todas las personas que conozco quieren estar felices y contentas, hacer las cosas que les agradan y estar donde están sus amigos y amigas, sus hermanos y hermanas, sus abuelos y abuelas, su padre y su madre. Es más, a todo el mundo le gusta normalmente estar con gente que también sea feliz.
Asimismo, todas las niñas y niños se quieren divertir, comer cosas ricas, tener amigas y amigos, jugar con ellos y hacer cosas interesantes.
Aunque nuestros gustos, nuestras formas de ser y nuestras aptitudes sean heterogéneas, todos los seres humanos necesitamos comer, crecer, dormir, aprender y que nos quieran; nos hace falta una casa para vivir y es necesario que cuidemos de nuestro cuerpo. Del mismo modo, a nadie que yo conozca le gusta sufrir o que lo traten mal. En esto todas las niñas y niños del mundo y, en efecto, todas las personas, son iguales.
Todos los seres humanos son iguales y tienen los mismos derechos, pero muchas veces a las personas no se las trata de la misma forma y no se respetan sus derechos.
Las personas, aunque vivan en lugares diferentes, tengan características, comportamientos y gustos distintos, forman parte de un mismo grupo que es el grupo de los seres humanos. A los seres humanos nos preocupan las mismas cosas y vivimos en el mismo planeta Tierra.
A nadie le agrada no poder comer o tener que vivir en la calle por no tener una casa. Sin embargo, en el mundo hay muchas personas que no tienen que comer y que viven en la calle. A todas las personas les gusta que las traten bien.

Y ahora para comprobar si hemos entendido lo que hemos leído contesta a estas preguntas:

CONTESTA ESTAS PREGUNTAS EN COMENTARIOS:

1.¿Qué pretenden todas las personas?

2.Di algunas de las cosas que quieren los niños y las niñas

3.¿Qué necesitamos los seres vivos?

4.Termina esta oración: Todos los seres humanos son….

5.Los seres humanos son ¿iguales o diferentes?

6.¿Qué significa que nuestras actitudes son heterogéneas?

7.¿Qué opinas de la gente que no tiene hogar?

8.¿En qué sois iguales los chicos y las chicas de tu clase?

9.Si todos somos iguales, ¿por qué crees que hay personas que no tienen que comer o donde dormir?

10.¿Qué crees que nos quiere enseñar el texto?

viernes, 28 de enero de 2011

ENERGIA


zonaClic - actividades - La energía
1.1 LA ENERGÍA

Al mirar a nuestro alrededor se observa que las plantas crecen, los animales se trasladan y que las máquinas y herramientas realizan las más variadas tareas. Todas estas actividades tienen en común que precisan del concurso de la energía.

La energía es una propiedad asociada a los objetos y sustancias y se manifiesta en las transformaciones que ocurren en la naturaleza.

La energía se manifiesta en los cambios físicos, por ejemplo, al elevar un objeto, transportarlo, deformarlo o calentarlo.

La energía está presente también en los cambios químicos, como al quemar un trozo de madera o en la descomposición de agua mediante la corriente eléctrica.

2 FORMAS DE ENERGÍA

La Energía puede manifestarse de diferentes maneras: en forma de movimiento (cinética), de posición (potencial), de calor, de electricidad, de radiaciones electromagnéticas, etc. Según sea el proceso, la energía se denomina:

*Energía térmica

*Energía eléctrica

*Energía radiante

*Energía química

*Energía nuclear

3.1 TRANSFORMACIONES DE LA ENERGÍA

La Energía se encuentra en constante transformación, pasando de unas formas a otras. La energía siempre pasa de formas más útiles a formas menos útiles. Por ejemplo, en un volcán la energía interna de las rocas fundidas puede transformarse en energía térmica produciendo gran cantidad de calor; las piedras lanzadas al aire y la lava en movimiento poseen energía mecánica; se produce la combustión de muchos materiales, liberando energía química; etc.

4.1 FUENTES DE ENERGÍA

Las Fuentes de energía son los recursos existentes en la naturaleza de los que la humanidad puede obtener energía utilizable en sus actividades.
El origen de casi todas las fuentes de energía es el Sol, que "recarga los depósitos de energía". Las fuentes de energía se clasifican en dos grandes grupos: renovables y no renovables; según sean recursos "ilimitados" o "limitados".

4.2 FUENTES DE ENERGÍA RENOVABLES
Las Fuentes de energía renovables son aquellas que, tras ser utilizadas, se pueden regenerar de manera natural o artificial. Algunas de estas fuentes renovables están sometidas a ciclos que se mantienen de forma más o menos constante en la naturaleza.

Existen varias fuentes de energía renovables, como son:

* Energía mareomotriz (mareas)
* Energía hidráulica (embalses)
* Energía eólica (viento)
* Energía solar (Sol)
* Energía de la biomasa (vegetación)

4.3 FUENTES DE ENERGÍA NO RENOVABLES

Las Fuentes de energía no renovables son aquellas que se encuentran de forma limitada en el planeta y cuya velocidad de consumo es mayor que la de su regeneración.
Existen varias fuentes de energía no renovables, como son:

* Los combustibles fósiles (carbón, petróleo y gas natural)
* La energía nuclear (fisión y fusión nuclear)

viernes, 21 de enero de 2011

Conmemorando el día de la Paz: Un poco de lectura.

Que mejor para conmemorar el "Día de la Paz", que una lectura que nos inspire a hacer algo por la paz; como la niña de este cuento.


TULSI, LA

PACIFICADORA

Hace mucho tiempo, en la India, vivió un maharajá muy gordo. Era el rey más rico y poderoso de toda la India. Comía en platos de oro, se vestía con las más finas sedas y su palacio estaba coronado con torres de marfil, mientras los pavos reales deambulaban por los jardines de palacio. En su vasto ejército, había lanceros y arqueros, carros de guerra y elefantes. Pero, por encima de todas estas cosas, lo que más amaba era a su hija, la hermosa princesa Tulsi.
Un día, el maharajá, estaba inspeccionando a su ejército desde lo alto de un elefante, pasando filas y filas de uniformes relucientes y de espadas afiladas. Pero, mientras iba pasando por delante de las hileras de soldados, pensó para sí mismo: "¿Para qué quiero tan gran ejército si nunca voy a la guerra?".
Al día siguiente, ordenó a su primer ministro que enviara una carta al rey vecino. El mensaje decía: "¡Mándame cincuenta cerdos azules, o si no...!". Cuando el mensajero salió, el maharajá se dio una palmada en la barriga y sonrió.
Poco después, el mensajero volvió con una nota del rey vecino. El maharajá no daba crédito a lo que veían sus ojos en el mensaje: "No tenemos cerdos azules para ti, Y si los tuviéramos...
¡De modo que el rey vecino se negaba a darle los cincuenta cerdos azules!
- ¡Esto es la guerra! -gritó el maharajá.

Su gran ejército partió con los estandartes, las ruedas de los carros comenzaron a girar la tierra tembló con las pisadas de los elefantes. Y la guerra fue tan cruel como lo son todas las guerras. Muerte y destrucción trajeron la desgracia a la tierra, los cadáveres se descomponían en los campos y las casas ardían. Las madres lloraban por los hijos muertos, y esperaban a los padres que nunca volverían. La guerra se prolongaba. ¿Qué se podría hacer para terminarla? Sólo una persona lo sabía, y ésa era la hija del maharajá, la hermosa princesa Tulsi. Ella estaba decidida a detener la matanza.
- Pero, ¿qué puedes hacer tú? - le dijo una amiga- ¿Cómo puede una sola persona detener a dos ejércitos?
- No eres más que una joven -le dijo otra. - Nadie te va a escuchar.
- Eres demasiado joven para hacer nada -le dijo una tercera.
Pero todo esto no hacía más que reafirmar la determinación de Tulsi que, pasando como un rey  ante los guardias, se abrió paso a través de las grandes puertas de la residencia real.
- iQuiero ver al maharajá! -dijo-. iQuiero ver al maharajá!
El maharajá la miró sorprendido.
-iVete... vete a tu habitación, hija! -rugió- La guerra es un asunto de hombres, no de jovencitas.
- Padre -dijo Tulsi-, no quiero hablar de guerra, quiero hablar de paz.
El maharajá no podía creer lo que oía. Nadie le había hablado nunca así, y menos aún una jovencita. Pero, antes de que pudiera responder, Tulsi le dijo:
-¿Por qué no vas y hablas con tu enemigo? Pregúntale al rey con el que estás luchando qué quería decir con su carta. Hablar no te traerá ningún mal, ¿no?
El viejo maharajá no supo qué responder, de modo que no pasó mucho hasta que acordó con su enemigo, el rey vecino, un tratado de no agresión mientras hablaban. Tulsi acompañó a su padre con el cargo de consejera real.
Cuando se encontraron, el rey dijo:
-Maharajá, ¿qué querías decir con aquello de "No tenemos cerdos azules para ti, y si los tuviéramos..."?
-¡Oh! -respondió el rey- Si hubieras seguido leyendo lo habrías visto. Mi mensaje era: "No tenemos cerdos azules para ti, Y si los tuviéramos estaríamos gustosos de enviártelos".

Y, de pronto, ambos reyes se dieron cuenta del malentendido. Pararon la guerra, los soldados volvieron a casa, y la paz y la abundancia volvieron al país. El maharajá consiguió muchas más riquezas; pero, de todos sus tesoros, el más grande para él siempre fue su hija, Tulsi la pacificadora.

(Leyenda india)


Y ahora responde a estas preguntas:



  1. ¿Quién era el maharajá?

  1. Escribe un sinónimo de maharajá. Si no lo sabes búscalo en el diccionario.

  1. ¿Por qué crees tú que quería a Tulsi más que nada en el mundo?

  1. ¿Por qué tenía un ejército tan grande?

  1. ¿Cuál fue el mensaje que le envió el rey vecino?

  1. ¿Cómo fue la guerra?

  1. ¿Por qué Tulsi estaba decidida a detener la guerra?

  1. ¿Qué plan tenía Tulsi para intentar detener la guerra?

  1. ¿Qué mensaje trasmite este cuento, cuál es la idea principal?

  1. ¿Cómo ayudas a los demás para que den fin a sus peleas, sus diferencias y sus discusiones?

  1. ¿Qué sufrimientos te imaginas que produce una guerra?

  1. ¿De qué país es esa leyenda?


jueves, 20 de enero de 2011

La Materia y sus Cambios



Y para seguir experimentando y aprendiendo todo lo que se pueda sigue este enlace. En el encontrarás información útil y divertida.
Después de ver el video y jugar aprendiendo deja tus comentarios.